Baby Blues y depresión posparto: cuando el parto cambia a la mujer

Baby Blues y depresión posparto: cuando el parto cambia a la mujer

baby blues

¿Qué se entiende por Baby Blues?

La mayoría de las mujeres responden adecuadamente a los cambios después del nacimiento, disfrutando de la experiencia de manera positiva. Algunos, en cambio, tienen un estado transitorio de malestar que toma el nombre de Baby Blues. Esta condición ocurre en el 50 – 80% de los casos en los primeros 10 días después del parto y se caracteriza por labilidad emocional, ataques de llanto, sensación de insuficiencia y fatiga sin afectar la capacidad de la nueva madre para cuidar a su cachorro o tener sentimientos de alegría al verlo crecer.

Estos síntomas, de hecho, no son patológicos y tienden a resolverse espontáneamente en dos semanas. Podemos definirlos como una respuesta fisiológica de nuestro organismo a los rápidos procesos hormonales y psíquicos que se experimentan en las primeras semanas después del parto.

Por lo tanto se vuelve es necesario crear un ambiente familiar acogedor, que puede apoyar el desarrollo de la relación madre-hijo en el proceso de identificación.

En particular el apoyo de la pareja ayuda a la mujer a encontrar un estado de serenidad y bienestar en el menor tiempo posible, sentirse menos solo y afrontar el puerperio con más tranquilidad. Además, la prolactina y la lactancia materna en general son un poderoso antidepresivo para la madre, apoyándola en esta delicada fase de adaptación.

No obstante, si transcurrido un mes desde el nacimiento la madre aún se siente en este estado de melancolía será recomendable que contacte con su médico para valorar si existen signos de depresión posparto.

¿Qué es la depresión posparto?

La depresión posparto puede afectar hasta 1 de cada 10 madres y, en la mayoría de los casos, comienza durante el embarazo y luego ocurre 4-6 semanas después del parto. La nueva madre experimenta estado de ánimo deprimido, pérdida de interés y placer, disminución de energía, pérdida de confianza y autoestima, sentimientos de culpa excesivos, dificultad para concentrarse, alteraciones del sueño y del apetito con la consecuente alteración en el cuidado del recién nacido.

Esta estado de tan profundo malestar, de hecho, a menudo lleva a la mujer a malinterpretar las señales y peticiones que el niño solicita, provocando una desapego emocional y deterioro de la futura relación de apego. Además, los sentimientos de culpa y vergüenza que suelen acompañar a la madre pueden agravar aún más el cuadro sintomatológico y llevar a esta última a no pedir ayuda sino, por el contrario, a no expresar sus emociones y a ponerse una máscara pretendiendo que todo está bien.

Precisamente por eso, la familia de origen y la pareja juegan un papel muy importante que, apoyándolos y conociéndolos más que nadie, puede comprender e interpretar los signos ocultos de un malestar profundo y animarlos a pedir ayuda. También pueden ser de apoyo cuando la mujer está enferma, ayudándola con el manejo del niño y del hogar.

Hay que evitar que la nueva madre se aísle dándole escucha y consuelo y invitándola a sentirse libre para expresar sus ansiedades y miedos.

Una solución sería participar en grupos de apoyo posparto y lactancia Presente en centros de asesoramiento y asociaciones de vecinos. Esta intervención no debe ser un sustituto de un recorrido psicológico focalizado y profesional, sino que debe representar un momento de compartir y conocer a otras mujeres que están pasando por el mismo momento. Una vez que haya solicitado ayuda, su médico de cabecera encontrará la estrategia terapéutica más eficaz y personalizable junto con la mujer.

En estos casos, es importante actuar con prontitud para no hacer que la nueva madre pierda todos esos momentos y recuerdos fantásticos que caracterizan las primeras semanas de vida del bebé y poder crear cuanto antes una relación segura y duradera de apego madre-hijo.

¿Te gustó este artículo? ¡Compártelo! Usted tiene un duda sobre el embarazo o un experiencia ¿decir? ¡Ven y habla con nosotros, te estamos esperando! 💬 Ir al foro

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *