Dishidrosis: ¿que es? ¿Cómo tratar?

Dishidrosis: ¿que es?  ¿Cómo tratar?

Dishidrosis: ¿has oído? Aunque no suele ser grave, este tipo de problema cutáneo puede llegar a ser bastante molesto. Obtenga más información sobre esta enfermedad, cómo tratarla y cuidados para minimizar su recurrencia.

¿Qué es la dishidrosis?

La dishidrosis es un eccema localizado en las manos y, aunque con menor frecuencia, en los pies que se presenta en forma de brotes. Se manifiesta a través de burbujas líquidas, pero a veces sin síntomas. Esta enfermedad también se conoce como eccema distrófico o dermatitis distrófica.

Esta enfermedad es más común en adultos jóvenes, con un pico de incidencia entre los 20 y los 40 años de edad. Su incidencia es poco común en niños y no afecta a un género en particular.

¿Cómo se manifiesta?

La dishidrosis se manifiesta inicialmente a través de pequeñas burbujas (vesículas) con un líquido transparente, en las manos y los pies. En las manos estas vesículas suelen localizarse (en el 70 al 80% de los casos) en el borde lateral o dorsal de los dedos.

Estas pequeñas ampollas suelen ir acompañadas de un picor (picor) que puede ser muy intenso y molesto. Al rascar las lesiones, el paciente rompe las burbujas que eliminan un líquido transparente. El líquido presente en las burbujas es el resultado de un proceso inflamatorio.

Las ampollas pueden extenderse a las palmas de las manos y los pies. Con el tiempo acaban secando y descascarando. Los episodios pueden durar algunas semanas y son más frecuentes en los meses calurosos. Finalmente, los episodios de dishidrosis pueden reaparecer de forma periódica.

¿Cuáles son las causas de la disidoris?

De hecho, no se conocen las causas de la dishidrosis. Sin embargo, se han observado ciertas condiciones en pacientes con manifestaciones de episodios de la enfermedad:

  • Dermatitis atópica o de contacto
  • Piel atópica
  • Estrés emocional y ansiedad
  • Exposición a sustancias como níquel, cromo y cobalto.
  • Exposición a sustancias irritantes como detergentes, disolventes o líquidos ácidos

¿Cómo se diagnostica?

La observación de la piel y el historial de episodios repetidos suelen ser suficientes. Sin embargo, algunos casos pueden requerir pruebas para excluir la posibilidad de infección o dermatitis de contacto.

¿Cual es el tratamiento?

La mayoría de las veces, la dishidrosis no requiere ningún tratamiento y desaparece por sí sola después de unos días o semanas. Solo se recomienda lavarse las manos seguido de una crema emoliente.

Puede ser necesario un antibiótico, en caso de que haya un signo de infección secundaria.

El uso de corticosteroides tópicos se reserva para los casos más graves de dishidrosis.

¿Qué medidas tomar para prevenir episodios de dishidrosis?

El Atlas de la salud menciona varias precauciones que se deben tomar para prevenir la recurrencia de esta enfermedad:

  • Siempre que sea posible, evite la humedad y el calor en las áreas afectadas.
  • Use calcetines de algodón y zapatos con suela de cuero.
  • No use zapatos hechos de materiales sintéticos
  • Quítese los zapatos y los calcetines con frecuencia para que el sudor se evapore
  • Use guantes de vinilo forrados con algodón para evitar el contacto con sustancias que puedan irritar las áreas afectadas (detergentes, productos de limpieza, jardinería y otros)
  • Use guantes cuando manipule frutas y verduras ácidas.
  • Lave el interior de los guantes después de su uso.
  • Cambie los guantes con frecuencia
  • Quítese los anillos antes de hacer las tareas del hogar o lavarse las manos
  • Báñese con agua tibia y use un jabón suave.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *